El Cultivador

67 pensamiento psiquedélico De vuelta en esta sección de El Cultivador, continuamos la aproximación cronológica a la historia de la DMT. Esta es, por tanto, la segunda y última parte del relato que ya habíamos comenzado en el número anterior del periódico. La DMT o, generalmente, N,N-dimetiltriptamina, os recordamos, es un alcaloide triptamínico de núcleo indólico que, como sabemos ahora gracias a la ciencia y el esfuerzo de muchos investigadores, está presente de forma natural en numerosas plantas y seres vivos. Está presente en la Mimosa hostilis y en la Psychotria viridis; de forma endógena en seres vivos, sin ir más lejos en el cuerpo humano, y es ingrediente de extractos, bebedizos y sustancias psicoactivas, como la ayahuasca o el vino de jurema. Si en la primera parte de esta aproximación cronológica nos centrábamos inevitablemente en tratar aspectos como el “descubrimiento” de la DMT y de su presencia en plantas y extractos, o de su síntesis en el laboratorio; esta segunda parte nos remite sin remedio a la popularización de la sustancia, así como a la discusión científica en torno a los efectos de la DMT y a los estudios que tratan de arrojar luz a cuestiones como su presencia y localización en el cuerpo o las funciones que cumple como molécula endógena del ser humano. Aún quedamucho por entender y esclarecer acerca de los mecanismos de la DMT pero, sin duda, es fácil augurar un futuro esperanzador y de mayor comprensión sobre el cerebro humano y el modo en que este enteógeno trabaja. • 1963. Timothy Leary y RalphMetzner deciden, mientras trabajan para la Universidad de Harvard, realizar sus propias investigaciones con DMT. Así pues, consumen la sustancia con lo que definen como un apropiado Set & Setting. Para él y para Mentzer no parece haber dudas de que la DMT es precisamente un enteógeno, y no un psicotógeno Aproximación cronológica a la DMT 2.ª parte por Nina Slick Espacio fractal (189748, CC0, Pixabay)

RkJQdWJsaXNoZXIy NTU4MzA1