El Cultivador

30 Si vives cerca de la costa, es posible que al cultivar cannabis te enfrentes a algunos retos de cultivo inusuales. Las temperaturas máximas que experimentas en verano pueden ser unos grados más frías que las de lugares cercanos que estén situados a unos kilómetros más al interior. Sin embargo, las temperaturas mínimas de la costa pueden no ser tan frías como las del interior. El mar actúa como un gran regulador de la temperatura, amortiguando las temperaturas máximas y asegurando que las mínimas no caigan demasiado. Para el cultivador de cannabis de costa exigente, esto puede significar unos cuantos meses de buen tiempo para poder cultivar tanto semillas de cannabis autofloreciente como semillas feminizadas fotoperiódicas. cultivo profesional Cultivo de cannabis cerca del océano o del mar Si cultivas cannabis junto a una zona costera, te enfrentarás a algunos retos de cultivo poco habituales. Por un lado, es posible que tengas que lidiar con mucho tiempo tormentoso, húmedo y ventoso. Por otro lado, puedes notar una menor tendencia a las heladas y al hielo. También puedes notar que hay menos temperaturas extremas. El cultivador de cannabis costero bien preparado puede utilizar estas condiciones, a menudo templadas, a su favor cuando cultiva cannabis al aire libre. Una menor tendencia a temperaturas extremas puede significar que las temperaturas más frías y heladas de principios de otoño que podrían producirse en el interior no afecten tan gravemente a los cultivadores de la costa. Esto se debe a que, en muchas partes del mundo, el océano semantiene unos grados más caliente que la tierra cuando las temperaturas son frías, creando un microclima suave a lo largo de la costa. A mediados de verano, durante los días más calurosos, la costa suele ser notablemente más fresca, especialmente con la brisamarina. Esto puede dar al cultivador de cannabis de costa unas condiciones ligeramente más fáciles para trabajar. Una de las desventajas del cultivo costero de cannabis son los efectos nocivos de las salpicaduras de agua salada cerca de la orilla. Cuando hay vientos fuertes, la niebla salina puede ser arrastrada cientos de metros tierra adentro. El agua salada contiene altos niveles de cloruro de sodio. En niveles bajos, estos minerales se encuentran de forma natural en el suelo y no causan ningún daño, pero la exposición repetida al rocío de agua salada del mar puede dañar el cannabis. La delicada bioquímica del cannabis necesita una receta cuidadosamente equilibrada de minerales y nutrientes para que la planta prospere. La exposición de las plantas a niveles muy altos de cloruro de sodio provocará un rápido deterioro de su salud y, finalmente, se morirán. Lasmejores semillas de cannabis para cultivar en zonas costeras Las suaves condiciones costeras hacen que muchos cultivadores de cannabis de la costa encuentren que las semillas de cannabis autoflorecientes son una muy buena opción. Las bajas alturas y la naturaleza tupida hacen que las plantas sean más fáciles de proteger de cualquier viento predominante que una variedad feminizada de fotoperiodo de Si cultivas cannabis junto a una zona costera, te enfrentarás a algunos retos de cultivo poco habituales Auto Mazar por Cincode las mejores variedades para cultivar en zonas costeras

RkJQdWJsaXNoZXIy NTU4MzA1